jueves, junio 25, 2015

[tutorial] Como particionar un disco duro para instalar Ubuntu, LinuxMint o similares. [paso a paso]

Son muchos los usuarios que se instalan sistemas operativos GNU-Linux como Ubuntu y derivados (LinuxMint entre otras), pero lo hacen de manera general y automática. No es que sea malo, pero siempre es mejor y mas eficiente particionar manualmente el disco duro de un PC a la hora de instalar una distro Linux.
Sabemos que el particionado manual es un coñazo y que nadie quiere meterse a realizar, pero es muy sencillo con solo entender para que se usan las particiones y en el futuro, se agradece hacer el particionado el sistema. Muchos creen por ejemplo, que por tener mucha RAM instalada en el PC, sino configuramos una partición de intercambio, el sistema no usará memoria virtual y el PC va mas rápido. Craso error. En los sistemas actuales, si hacemos la instalación automática (por defecto), el sistema usará memoria virtual, pero al no tenerla definida en espacio, lo hará de manera aleatoria y según la necesidad del momento. Es decir, lo hace de manera similar a Windows.

Vamos a explicar esto muy detenidamente para que se entienda. El particionado básico consta de 3 particiones. Se pueden hacer muchas mas, de hecho todas las que necesitemos, pero básicamente solo
necesitamos 3. Vamos a obviar todos los pasos iniciales de arrancar el pc con el sistema nuevo y las primeras ventanas gráficas de la instalación y partimos del hecho que llegamos a la ventana: Tipo de instalación. Es similar a esta:


La mayoría de usuarios se va por las primeras opciones que son automáticas pero lo ideal es ir a la última: Mas opciones. Esta, es para hacer el particionado manualmente.
Antes de continuar, vamos a explicar cuales son las 3 particiones necesarias para instalar un sistema GNU-Linux.

1.- Partición Raíz [/] Se suele identificar por la barra inclinada y es la partición donde se instala el sistema operativo. En ella, se instala el sistema y las aplicaciones y programas que instalemos en el futuro. No necesita ser muy grande, la mayoría de veces con dejarle unos 50 Gb para las versiones actuales es suficiente. En realidad Ubuntu necesita unos 16 Gb con eso basta, pero por seguridad le dejamos un margen. El formato se puede elegir, pero es mejor seleccionar ext4 que es el sistema de archivos mas moderno y seguro para Linux.

2.- Partición Swap o de Intercambio. Esta es la memoria virtual. Es un espacio que se le asigna al disco duro para el sistema haga la paginación. En los sistemas antiguos, era muy necesaria ya que cuando hay poca memoria RAM, el sistema necesita memoria extra para trabajar o se colapsaría. Normalmente los que llevamos muchos años usando Ubuntu, sabemos que había una regla de oro para saber que espacio darle al Swap. Si el ordenador tenia 2 Gb de RAM o menos, había que dejarle el doble del espacio de área de intercambio, es decir 4 Gb. Si el sistema tenía 4 Gb de RAM o mas se le dejaba la mitad, es decir 2 Gb.
Ahora esta regla ya no se cumple mucho. Los ordenadores actuales suelen venir ya con 6, 8 y 16 GB de memoria RAM, con lo cual hacer uso de la regla seria un incordio. Pero aquí esta el problema, con esas capacidades de memoria muchos usuarios creen, que no deben dejar área de intercambio y así el sistema utilizará solo la RAM que es mas rápida, pero es un error.
Al sistema operativo hay que indicarle un área de intercambio aunque sea pequeña, así sabe su disponibilidad y no pierde tiempo en procesos aleatorios, de esta manera si que obligará al sistema a usar sólo la RAM. Se le pueden dejar 500 Mb por ejemplo, y así la mayor parte del tiempo el sistema estará usando la RAM al completo.

3.- Partición de archivos [/home] Esta es la partición donde van a estar todos nuestro archivos personales de cualquier tipo: fotos, vídeos, documentos, dibujos, música, etc. También se guardan en ella los archivos de configuración de los programas que tenemos instalados.
Si en un futuro queremos formatear la partición del sistema porque se nos ha quedado muy viejo, solo se formatea la raíz y se asigna la partición /home en la nueva instalación sin formatearla. Cuando termináramos la instalación, estarían nuestros archivos disponibles y ademas cuando instaláramos los programas que teníamos antes, veríamos como se configuran automáticamente con las viejas configuraciones que teníamos en el sistema antiguo.
A ésta partición se le da regularmente el mismo sistema de archivos que a la Raíz (ext4) pero se le puede elegir otra si lo queremos sin ningún problema.  El espacio que se le da a ésta, es todo el espacio restante que tenemos en el disco, a menos que queramos hacer otra partición para algo en particular.

COMENZAMOS HACER EL PARTICIONADO.

Atendiendo a la imagen anterior damos clic en Continuar. Se abre una ventana donde debemos hacer el particionado manual. Si vamos a eliminar Windows del ordenador así como cualquier partición de otro tipo, debemos eliminarlas todas seleccionando cada una y pinchando el botón borrar [-] hasta que el disco duro se quede todo "espacio libre".


Por ejemplo en la imagen vemos que el ordenador tenia varias particiones. En realidad tiene 2 particiones ntfs de un sistema windows y las particiones de un sistema linux. Como queremos hacer limpieza, las seleccionamos una a una y le damos al botón borrar [-] esta abajo junto al botón añadir [+] y [change].
se nos quedara así aproximadamente.... todo espacio libre.


Ahora empezamos a crear las particiones nuevas. Para ello clic en el botón añadir [+] y en la ventana de parámetros que se abrirá, especificamos la primera partición. Seleccionamos partición primaria, especificamos el tamaño 50Gb por ejemplo, el formato ext4, y el tipo de partición raíz [/].

Para la segunda partición clic en el botón añadir [+] y en la ventana de parámetros que se abrirá, seleccionamos partición lógica, especificamos el tamaño, por ejemplo 512 Mb y en el tipo de partición área de intercambio o swap y la guardamos.

Para crear la ultima partición de archivos, clic en el botón añadir [+] y en la ventana de parámetros elegimos partición primaria, dejamos todo el espacio de disco duro que nos queda, seleccionamos formato ext4 y el tipo de partición [/home] y la guardamos.

Dependiendo del sistema (Ubuntu, LinuxMint, etc) el próximo paso es clicar en el botón (Continuar, Adelante, Instalar ahora, etc), se nos pedirá confirmación al estilo de la imagen a continuación y lo confirmamos, para que se hagan las particiones y comience la instalación del sistema operativo.


A partir de aquí, la instalación continuará hasta que se acabe. Dependiendo del sistema, es posible que durante la instalación les pida que elijan la zona horaria o el usuario y contraseña, etc, esto algunos sistemas lo hacen antes del particionado y otros después, pero da lo mismo. Deben continuar la instalación hasta que termine.

CONCLUSIONES. VENTAJAS DE PARTICIONAR EL DISCO DURO.

He dedicado este pequeño post a explicar solo este paso, pues para mi es el mas importante durante la instalación de un sistema operativo como GNU-Linux.

1.- Si se particiona el disco duro y se hace una partición Swap aunque sea pequeña, en un equipo actual con mucha memoria física RAM, se fuerza al PC a utilizar la RAM dado que el espacio destinado a la memoria virtual es muy pequeño. Lógicamente, esto se traduce en una mayor velocidad de los procesos y de funcionamiento del sistema en general. En los ordenadores con discos duros SSD esta ventaja no es muy notable, dado que la velocidad de los mismos es muy alta. 

2.- Al realizar una partición de archivos Home, se guardan de manera separada las configuraciones de los programas y aplicaciones instalados en el ordenador, y por supuesto se mantienen a salvo nuestros archivos personales, ya que si por alguna razón hubiese que formatear el sistema, solo se haría en una pequeña parte en la Raiz [/] y no en todo el ordenador.

3.- Al tener separados los bloques de datos en diferentes particiones, el árbol de directorios es mas intuitivo y bastante menos complicado, ademas la partición del sistema como tal, no puede ser modificada en caso necesario, porque recibiría daños, mientras que la partición de archivos puede ser modificable de varias maneras.

4.- La velocidad de los discos duros cuando las particiones son mas pequeñas, parece que es sensiblemente mayor pero esto no es real, lo que sucede es que cuando el disco alberga todos los datos en una sola partición muy grande, las velocidades de transferencia de datos son bajas en relación al tiempo pues se "fatiga" el disco duro.

5.- Una ventaja adicional es que si en el futuro decides volver a tener Windows u otro sistema adicional, podrás formatear la partición raíz e instalarlos los dos en ella, sin afectar al resto de tus archivos.

Resumiendo, tener el disco duro estructurado en particiones es muy importante ya no solo por las ventajas que nos aporta, sino que el mismo equipo necesita menos recursos del procesador para organizar y manipular grandes volúmenes de datos en el disco duro.
 Imaginemos un armario de ropa que solo tuviera colgadores para la ropa, e imagínese ahora el mismo armario con cajones adicionales para los calzoncillos y cosas pequeñas y con baldas para la ropa de cama doblada ademas de los colgadores, no es difícil adivinar que se podrá gestionar mejor el segundo, al tener separados "sus datos" en diferentes sitios y ubicaciones. Suerte!!!